919-337-855 | 618-35-25-73 info@estetica-alhambra.com

El ácido hialurónico es un polisacárido, componente esencial de la dermis, cuyas propiedades son la humectación y la firmeza de la piel. Cuando envejecemos vamos perdiendo la capacidad de producción de ácido hialurónico, de forma que disminuye la retención de agua, se reduce el volumen y aparecen las arrugas.

Su uso en dermatología estética consigue los efectos de hidrataciónreducir arrugas, surcos, depresiones, voluminizar y mejorar la calidad de la piel y cicatrices, a través de la bioestimulación. Son de duración variable y reabsorbibles.

Beneficios del ácido hialurónico:

Desempeña un papel esencial en:

  • La hidratación de los tejidos, especialmente nuestra piel.
  • Funciona como un antioxidante.
  • Promueve la lubricación del sistema articular y conectivo.
  • Produce una respuesta antiinflamatoria.

Una de las principales propiedades del ácido hialurónico es su capacidad de hidratar, ya que sus moléculas son hidrofílicas. Por ese motivo, pueden absorber hasta 1000 veces su propio peso en agua.

Principales usos del ácido hialurónico:

  • Surco nasogeniano:

Los surcos nasogenianos son las arrugas que aparecen entre la nariz y los laterales de la boca. Con el ácido hialurónico se consigue rellenar de manera suave y natural este surco estimulando además la producción de colágeno. 

  • Arrugas faciales:

El relleno de ácido hialurónico también sirve para el tratamiento de arrugas en la línea del contorno de labios, entrecejo, patas de gallo o en la frente, así como en los pliegues peribucales

  • Ojeras:

El ácido hialurónico permite reducir y rellenar el contorno del ojo. Como consecuencia, la oscuridad se difumina, sobre todo en aquellos pacientes con la piel más fina de forma inmediata.

  • Relleno de labios:

La aplicación de ácido hialurónico en labios es uno de los tratamientos más demadandos en la actualidad, principalmente por pacientes jóvenes con labios finos y sin forma. El resultado que se consigue con este relleno son labios con una forma más uniforme, así como mayor volumen e hidratación.

  • Relleno de pómulos:

Las inyecciones de ácido hialurónico concentrado en la piel consiguen aumentar el pómulo a fin de fortalecer y mejorar el tono del rostro en general.